La Ronda de Noche

El año 1642 significó un punto de inflexión en la vida del célebre pintor holandés, Rembrandt, al pasar de figura respetada y próspera a indigente desacreditado. Ante la insistencia de Saskia, su esposa embarazada, Rembrandt ha aceptado a disgusto pintar la milicia de arcabuceros de Ámsterdam en un retrato en grupo que más adelante será conocido como La ronda de noche. El pintor no va a tardar en descubrir la existencia de una conspiración que se está tramando entre los mercaderes de Ámsterdam que encarnan a los soldados en maniobras, con miras a obtener ventajas financieras y poder personal en la en aquellos tiempos- urbe más rica del mundo occidental. Rembrandt se topa con un crimen horrendo. Esperanzado con el nacimiento del tan largo tiempo anhelado hijo y heredero, el pintor está decidido a evidenciar a los asesinos conspiradores y procede a fabricar su acusación meticulosamente a través del cuadro encargado, poniendo al descubierto el costado vil e hipócrita de la sociedad holandesa en el contexto de la hegemonía que ejerció en el siglo XVII. La buena fortuna de Rembrandt experimenta un vuelco…

You can leave a response, or trackback from your own site.

Deja un Comentario

Powered by WordPress